.las horas matan y luego mueren.

Proyecto en un espejo invisible
Indivisible
Las ausencias oropeles y todo lo que va en desuso.
Máquina errante con corazón fulminado.
Espirales de agua
Cuanta soberbia en la espera de suponer nos, infinitos.
Doblar coser manos
Trasnochar amar la luz del día ocupar espacios
Saber errante. Sentido.
Pulsion, química mutante. Esplendor.





Es septiembre. Es 2014. Demasiado nunca es suficiente.
Alguien dice.
O mis dedos sin rendijas.







1 comentario:

Anónimo dijo...

Detrás de los espejos viven los padres.

Lord Byron

INVERSA

exorcismos sencillitos