.las horas matan y luego mueren.

Si. Cómo?

No basta que sea yo.
Retorcidos fingimos
Trabando la fluidez.
Y se hace de día de noche de dudas
Socavadoras impertinentes.
Alcanza con la cara en penumbras
Frente a un espejo tantas veces visto.
En ráfagas comprender la compleja trama de la simpleza:
Vos estás ahí.
Yo acá.
Eso ocurre justo y necesario.

Pido mi cuerpo de vuelta,
Animal espiralado. Tan sólo eso.
Es posible?

2 comentarios:

Anónimo dijo...

En mis recuerdos, a traves de la ventanilla de un micro, observando el campo, el cielo, las nubes, estrellas, frentes de tormentas, alambrados, palos y cables, lagunas, pastizales, conservo la sensación de llenar el alma con un aire fresco proveniente del mañana.

Donde hay ruta se siente la vida.

Espero que así sea para vos.

teleoalreves dijo...

sin dudas.
así continúa siendo para mí.



fortunas

Lord Byron

INVERSA

exorcismos sencillitos