.las horas matan y luego mueren.

Nos vamos poniendo ciegos

desde siempre quise fuerte esta ventana al mar, cuerpo atardeciendo sin las noches tempranas.
resplandor de sigilos invitados a una fiesta. ojos como vidrios rasgados. figuras imposibles.
máscara develada. cosecha de siembra. partida al final.

.

Ahora, que mucho ya no existía, comienza la parte verdadera. Miedo muerto.
Todo estuvo vivo.
Maullar.

Lord Byron

INVERSA

exorcismos sencillitos